Almassora potenciará el turismo de naturaleza con la rehabilitación integral del entorno de Santa Quitèria

Compartir

El Ayuntamiento recibirá una ayuda de 2,9 millones de euros en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, financiado por la Unión Europea, para rehabilitar el albergue y bar existente, así como la zona natural junto al puente, declarado BIC

El Ayuntamiento de Almassora prevé acondicionar y rehabilitar el entorno del puente de Santa Quitèria, declarado Bien de Interés Cultural (BIC), para ponerlo en valor y potenciarlo como destino de turismo rural y de naturaleza. Para ello, recibirá una ayuda de 2,9 millones de euros englobada dentro del Programa de Mejora de la Competitividad y de Dinamización del Patrimonio Histórico con uso turístico en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia financiado por la Unión Europea.

Tras la publicación de la resolución provisional de la ayuda por parte del Ministerio de Industria y Turismo, la alcaldesa de Almassora, María Tormo, ha reunido al concejal de Hacienda y Fondos Europeos, José Claramonte; la concejala de Turismo, Silvana Rovira; y al concejal de Urbanismo y Patrimonio, Vicente Martínez-Galí; así como a técnicos municipales para diseñar la hoja de ruta a seguir para poder materializar este proyecto de envergadura dentro de los plazos estipulados. “Vamos a poner en valor el entorno de Santa Quitèria, potenciando su uso turístico, porque nuestro patrimonio cultural y paisajístico es una joya todavía por descubrir  al que queremos dar el protagonismo y visibilidad que merece”, ha explicado la alcaldesa.

Así, el proyecto contempla la rehabilitación del albergue y del bar que hay en este espacio, así como la creación otro edificio para usos varios. La actuación apuesta por mejorar la accesibilidad, reacondicionar la plaza-mirador existente, la digitalización de las instalaciones, así como la recuperación de toda la zona junto al río Milllars.

Esta intervención permitiría potenciar el uso del embarcadero del Millars, donde se realizan actividades acuáticas, como piragüismo, y consolidar el sendero, que cuenta con la catalogación de sendero azul que otorga la Asociación de Educación Ambiental y del Consumidor (ADEAC). El Ayuntamiento está comprometido en la recuperación y puesta en valor de este itinerario paisajístico que promueve la educación ambiental y el disfrute sostenible del entorno a través de la realización de actividades recreativas, deportivas y turísticas sostenibles.

Noticias Relacionadas

Sant Mateu vive este fin de semana el IX Mercado Medieval

Un mercado donde se pueden encontrar paradas de productos...

La playa de La Llosa

Acabamos el repaso de las playas de los municipios...